La llegada del buen tiempo nos empuja a hacer más planes al aire libre, salir de casa y llevar ropa más ligera para combatir el calor. Llega el momento de quitarse los zapatos y desterrar las botas para dar paso a zapatillas más finas, sandalias y chanclas. En munchas ocasiones nuestros pies quedan al descubierto y nos preocupa su aspecto. El hecho de desnudar nuestro pies puede desencadenar efectos negativos como la aparición de hongos en los pies, grietas en los talones o la fascitis plantar. Desde nuestra experiencia como clínica podológica en Madrid te recomendamos una visita al podólogo para poner tus pies a punto de cara al verano, que ya se encuentra a la vuelta de la esquina.
[…]