Con la llegada de los días más largos, sentimos que el verano está a la vuelta de la esquina. Y ya sabes lo que eso significa: se acerca el momento de volver a mostrar nuestros pies, ya sea en la playa o piscina, o en cualquier otro momento al pasar a usar un calzado que los deja visible.

Y por eso ahora, vienen las preocupaciones por esta parte de nuestro cuerpo a la que, sabemos por experiencia, que no se le presta toda la atención que merece. Evitar los talones agrietados, las uñas en garra o los temidos juanetes se convierte en una prioridad para mejorar el aspecto estético de los pies.

Los juanetes, de los que ya te hemos hablado en este post, es una deformación que afecta principalmente al dedo gordo del pie, producida por una protuberancia en el hueso. El resultado es una especie de bulto torcido, deforme y abultado que, además de acarrear problemas para encontrar calzado, hace que el aspecto de los pies resulte menos bonito y agradable.

Sabemos que la herencia genética tiene un peso importante en la aparición de juanetes, pero ¿existe alguna forma de prevenir o minimizar su presencia? Hoy te damos algunos consejos que pueden ser muy útiles de cara a prevenir la aparición de juanetes.

¿Se puede prevenir la aparición de juanetes?

Como te decíamos, es bastante probable que los hijos hereden los juanetes de sus padres, pero también existen unas malas prácticas que contribuirán a que aparezcan. A lo largo de nuestra trayectoria realizando cirugía de juanetes en Madrid sabemos perfectamente que hay una serie de gestos que contribuirán a evitar la aparición de juanetes, o al menos, a reducirla en la medida posible.

1.- Huye de los tacones

Los tacones son tan bonitos como mortales para la buena salud de los pies, sobre todo si se utilizan a diario. En lo referente a la aparición de juanetes piensa que cuanto más altos sean, mayor será la presión que la pierna depositará en la zona metatarsal, lo que propiciará la aparición de los feos y doloridos juanetes.

La mejor opción si quieres unos zapatos que te estilicen y te hagan parecer más alta es recurrir a los peep toes (sin mucho tacón) o a las plataformas presentes en zapatos, sandalias, botas, alpargatas…

2.- Renuncia a las puntas estrechas

Los zapatos de curva puntiaguda son muy bonitos, ya se trate de unos zapatos de salón de mujer que de unos zapatos de vestir de hombre. Sin embargo, está moda tan atemporal puede pasar factura ya que usar calzado con mucha puntera a diario contribuirá a la aparición de juanetes. Es mejor optar por una punta no tan acusada para que los dedos adopten una buena posición.

3.- Mejora tu pisada con unas plantillas a medida

La aparición de juanetes también está muy ligada a la manera de caminar de cada persona. Por ello, utilizar unas plantillas que corrijan la pisada es otra manera de minimizar las posibilidades de tener juanetes. Para ello, debes acudir al podólogo, ya que utilizar plantillas no homologadas ni personalizadas pueden empeorarlo.

4.- Potencia la musculatura de tus pies y piernas

Existen muchos ejercicios que puedes realizar y que te vendrán muy bien para fortalecer la musculatura y evitar así que aparezcan los juanetes. Realizar ejercicios de tonificación descalzo (caminar, rotaciones de tobillo…) ayuda a mejorar el control natural de la pronación y el aplanamiento del pie.

En cualquier caso, si sufres este problema ya sabes que en la Clínica Podosalud le ponemos solución. Somos expertos en el tratamiento quirúrgico de los juanetes para que tus pies recuperen su forma y aspecto natural. Llámanos.