Cuando practicamos un deporte con frecuencia solemos equiparnos lo mejor posible. Una de las cuestiones más importantes es que sea confortable para el desempeño de la actividad física. Evidentemente, la ropa o las zapatillas que utilicemos variarán para adaptarse a las necesidades del deportista, en cada caso concreto. Según nuestra experiencia como centro de fisioterapia deportiva en Madrid, podemos asegurar que el calzado es una de las cuestiones más importantes para evitar las lesiones. Antes de la elección de unas zapatillas habrá que reparar en el tipo de superficie sobre el que se va a practicar.

Principales tipos de zapatillas en función del deporte

Baloncesto. Este juego exige muchos giros y quiebros que pueden ser un riesgo para los tobillos, por lo que estas zapatillas son tipo bota para sujetar mejor esta parte de nuestra anatomía. Generalmente, este deporte se juega sobre un suelo de parquet o algún tipo de superficie dura sintética, que puede resultar resbaladiza. Una parte importante de las zapatillas será las suelas que incluyen un par de círculos que pretenden favorecer los movimientos y giros propios del básquet. Finalmente, otro factor de peso será la amortiguación necesaria para los saltos propios de los lanzamientos a canasta.

Running. Uno de los deportes de moda. No existe una modalidad más adecuada que otra de zapatillas para practicar este deporte. Antes de seleccionar el mejor modelo, deberemos reparar en datos como el peso, la distancia que se van a recorrer y el tipo de terreno por el que vamos a salir a correr. No será lo mismo correr en asfalto que hacerlo en un campo o en una pista de tierra. En estos casos, las claves se encontrarán en la suela. Pero antes de decidirte por un modelo en concreto, consulta con tu podólogo sobre la mejor opción para ti.

Fútbol. La característica clave son los tacos que se colocan en la suela y cuya función es mejorar el agarre del pie del jugador respecto al terreno de juego. El número de tacos dependerá del tipo de superficie sobre la que se juegue: césped, parquet, tierra, etc. Una de las cuestiones más importantes será evitar que un taco nos coincida bajo la cabeza del primer metatarsiano, ya que podría resultar molesto o favorecer lesiones. Otra característica propia de las botas de fútbol es que cuentan con una suela dura para evitar otro tipo de lesiones.

Practicar deporte es un hábito saludable que todos deberíamos incluir en nuestro estilo de vida. Sin embargo, el calzado que utilicemos para la realización de actividades deportivas es un factor de peso para evitar lesiones. Si tienes alguna duda, desde Clínica PodoSalud te recomendamos consultarlo con tu podólogo de confianza, quien te asesorará sobre la mejor opción posible.